desde 2.006 en Internet

domingo, 9 de enero de 2011

Francisco Álvarez Cascos: una emoción en acción


Asturias ha despertado tras largas décadas de letargo. Era hora de que los asturianos recobráramos nuestra dignidad, la coherencia perdida por una tierra milenaria de la que sus hijos se habían olvidado. Hacía mucho tiempo que Asturias no empujaba, no contaba.

Quizás desde que nos impusieron un burka político de dependencia, desde que convirtieron a esta tierra en el único lugar de Europa en el que hay 3 pensionistas por cada 2 trabajadores, en el lugar donde hay menos natalidad de todo el continente, donde acuden menos inmigrantes, donde vuelven a emigrar los más jóvenes porque el paro de los menores de 30 años supera el 50 %. Asturias se ha envejecido considerablemente.

Los asturianos lo sabemos, sabemos que los políticos que nos han representado han mirado primero por sus privilegios que por nuestros problemas, han mirado primero por sus partidos que por Asturias. Asturias está secuestrada por los políticos que actualmente la representan y condenada a un destino infausto de decadencia sin fin. No solo hay una transversal económica que cruza sus intereses desde el PSOE al PP, sino que también hay una transversal política, que amordaza nuestro desasosiego como asturianos.

Se equivocan todos aquellos que tratan de materializar nuestros sentimientos reduciéndolos a poco más del 2 % del PIB, en 1977 Asturias era mucho más de lo que es hoy en día en la configuración de España, entonces aportábamos el 3,8 % del PIB a España, éramos una comunidad pujante y orgullosa, hoy los asturianos estamos devastados, como si fuéramos una comunidad de un país del telón de acero tras la caída del muro de Berlín, tantos años de gobiernos de izquierda con la anuencia de los demás representantes políticos nos han convertido en la Albania española. Aquí todo está estatalizado, politizado, invadido por los intereses partidarios.

De todo eso es de lo que ha venido a hablarnos Francisco Álvarez Cascos, de lo que realmente somos y en lo que nos han convertido. Ha dicho que los asturianos debemos recobrar el orgullo, transformando las emociones en acciones. Cascos no es la causa de nada de lo que está ocurriendo en Asturias, sino la consecuencia de lo que ha ocurrido en las últimas tres décadas. El coto socialista con derecho de paso del PP a la capital ovetense se ha acabado. Los políticos que actualmente representan a Asturias no representan los intereses de los asturianos, sino sus propios intereses y los de sus partidos.

Asturias tiene enormes posibilidades de conquistar un futuro mejor, pero para eso necesita liderazgo, y que nos creamos que el futuro depende de nosotros, los asturianos y asturianas, y no nosotros del futuro. En Asturias todos vamos a medio gas, porque los políticos van con parsimonia de caracoles. Para qué vamos a trabajar más, a crear, a romper el destino, ¿para que los políticos se aprovechen, para que aún nos exploten más?.

Cascos demuestra en cada acto que es un gran político, porque va directo al corazón de los asturianos, a nuestros sentimientos más ancestrales y profundos. La rebelión en Asturias ha comenzado y ya nada ni nadie podrá detenerla, porque estamos transformando nuestras emociones en acciones, que es el preludio de lo que acontecerá en los próximos meses: cuando transformemos nuestras acciones en hechos. Entonces, Asturias volverá a ser libre como siempre lo ha sido.

Asturias está en el interior de cada asturiano, hace muchos años, un amigo asturiano fundó en Nueva Zelanda el centro asturiano, con tan solo tres asturianos que eran algo más que el 2 % de los 90 españoles residentes en el país de las antípodas, todos se preguntaron por qué era centro asturiano y no centro español, él respondió: “porque solo a un asturiano, entre todos los españoles, se le puede ocurrir algo así y llevarlo adelante". Cuando un asturiano representa Asturias, siempre representa España al mismo tiempo.

Asturias no es solo una tierra, es además una urdimbre humana, un entramado de emociones compartidas, previas a cualquier condición política, una relación armónica entre el pasado y el futuro cuyo eslabón es el presente, eso es lo que no entienden los que, con tanta facilidad y desconocimiento, se permiten juzgar con severidad vaticana lo que está ocurriendo con Cascos en Asturias.

Asturias es y será siempre lo que decidamos los asturianos y las asturianas. Cascos lo sabe, simplemente nos lo recuerda. Todos sabemos lo que tenemos que hacer: firmar y recoger firmas. Avalar con nuestra firma el futuro. Hemos pasado a la acción, el siguiente paso, ya se verá...

Enrique Suárez

10 comentarios:

profesor jubilado dijo...

Ánimo Enrique, que la Fe mueve montañas.....lástima que ni en el PP se fian de tu adalid, ¿porqué será?, y parece ser que todos aquellos alcaldes que según decias estaban a favor de Cascos ahora reculan, ¿porqué será?,todo esto me recuerda aquella canción que decía en su estribillo: ¡¡AY MADRE ¿QUE TENDRÁ EL NEGRO?!!......TO BE CONTINUED...
Paz y Amor para todos los ciudadanos que luchan por un justo reparto del trabajo y la riqueza que este genera.

Anónimo dijo...

¡Qué bien escribes! ¡Qué bien expresado!

Ciudadano en la Red dijo...

Profe, ¿has leído el "Ensayo sobre los privilegios" de Enmanuel Sieyes?, mientras haya un solo socialista o sindicalista que obtenga más privilegios de los que se merece y le corresponden, por aprovecharse del Estado, no habrá la paz y amor que tanto pregonas, creo que deberías comenzar a denunciar a los que se fuman los brotes verdes de nuestro futuro, bajo el pabellón del puño y la rosa. Tu puedes, patriota

Sin acritud

Anónimo dijo...

“Todos los Estados están dirigidos por una clase gobernante que es una minoría de la población, y que subsiste como un lastre parasitario y explotador sobre el resto de la sociedad. Ya que su régimen es explotador y parasitario, el Estado tiene que comprar la alianza de un grupo de “Intelectuales Cortesanos”, cuyo pape...l es embaucar al público para que acepte y celebre el gobierno de un Estado en particular. Los Intelectuales Cortesanos tienen trabajo para rato. A cambio de su continuo trabajo de apologetas y embaucadores, los Intelectuales Cortesanos obtienen su sitio como socios menores en el poder, el prestigio, y el botín extraído por el aparato estatal del público engañado.” (Murray Rothbard)

profesor jubilado dijo...

Mira Enrique, por muchos “Ensayos” que me recomiendes leer, creo que tienes una terrible confusión en tus neuronas, el tema era sobre Cascos y tu me sales como siempre “por peteneras”. ¿Cómo un prestigioso doctor en psicología y psiquiatría no es capaz de emplear el sentido común y se convierte en un encarnizado perseguidor de todo lo que huela a socialismo?.Te falta clarividencia, la doctrina mas antigua del mundo occidental está basada en la figura de Jesucristo, y yo pregunto al insigne doctor: ¿en que tendencia política encuadrarías la doctrina que promulgó Jesucristo?, ¿era quizás liberal? ¿comunista?, ¿socialista?,¿ o simplemente un charlatán judío?.
Te recuerdo que el Estado somos “todos” y de igual forma es reprochable “lo que se fuman esos brotes verdes” tanto si son socialistas como liberales o “de la madre que los parió”, y la paz social existirá cuando los dirigentes de este País sean del signo que fuere, tengan los bemoles suficientes para promulgar las leyes necesarias para evitar que nadie obtenga una renta superior a su esfuerzo en la creación de riqueza ni permita que nadie en este País tenga mas de una ocupación remunerada mientras existan esos mas de 4 millones de parados. ¿Lo has entendido bien Enrique?. A ver cual es la nueva figura que te inventas ahora para responderme.
Paz y Amor para los ciudadanos que luchan por alcanzar un justo reparto de la riqueza de acuerdo con el trabajo realizado.

Ciudadano en la Red dijo...

profe, el que no me respondes eres tú a lo que te pregunto y te evades con elucubraciones sobra la paz y el amor. ¿Estás seguro de que no hay ningún socialista ocupando un cargo político que se haya aprovechado de los privilegios que le concede la representación pública?.

Y no te salgas por las ramas, otra vez. Por que dime tú que paz y amor vamos a tener con los que vendiendo la paz y amor a los demás, se lo llevan calentito para sus casas y dejan detrás un rastro de cinco millones de parados, lo que alganza proporciones de "genocidio social".

Hablamos de hechos, de lo que está ocurriendo ahora mismo en España, no de lo que pudo haber sido y no fue y del justo reparto de la riqueza que jamás ha acontecido, menos en España, donde ha habido gobiernos socialista por más de 20 años y los pobres ahora son más que en el año 2004.

No confundas a la opinión pública yendo contra las personas, y rebate las palabras con argumentos, sin el socorrido recurso del hombre de paja, profe, que nos conocemos

Sin acritud

profesor jubilado dijo...

Enrique sigues erre que erre, si no recuerdo mal el titulo de mi comentario inicial se refería al título de tu artículo: “Francisco Álvarez Cascos : Una emoción en acción”, y creo que como mucho serán media docena contándote a ti los que se emocionan por tu adalid, y precisamente a eso se refería mi comentario, pero tu el “supuesto sabelotodo” me sales por la tangente recomendándome unos “ensayos sobre privilegios”, refiriéndote a que los únicos que se aprovechan de esos privilegios son los socialistas , a lo cual yo te contesto que para mi no existen colores ni forma de gobierno, tan reprobables son todos los gobernantes que a lo largo de nuestra supuesta democracia mantienen esos privilegios, y cuando digo “todos los gobernantes” meto en el saco “a todos”, y esa es la diferencia de nuestra forma de analizar los hechos, mientras yo condeno a todos, tu solo condenas a los socialistas.
Y como me pides que te de hechos concretos, ahí los tienes, repasa una por una cada Autonomía y dime el resultado de la delincuencia existente en cada una de ellas, el número de parados existentes, el endeudamiento, y a que partido pertenecen sus actuales gobernantes. Y no te equivoques, si mencionas “paja” creo que la colocas en el ojo ajeno cuando la viga que llevas en tu ojo solo te deja ver una parte mínima de la realidad.
Por curiosidad Enrique, ¿cuántos trabajos remunerados realizas tu en estos momentos?, ¿no te parece que no sería ético que tuvieses mas de uno pensando precisamente en ese alto número de parados teniendo en cuenta que casi el 50% de ellos son jóvenes universitarios con doctorados y masters en su curriculum personal?.
Paz y Amor para todos los que luchan por conseguir un justo reparto de la riqueza correspondiente al trabajo realizado.

Ciudadano en la Red dijo...

Profe, en el PP hay tantos trepas como el PSOE, no te equivoques, ni equivoques mis palabras. Es la clase política nefasta que tenemos, sigues mostrando fobia a Cascos ¿por qué?, está mostrando a los españoles la podredumbre de la partitocracia ¿no te parece bien? ¿quieres qué las cosas sigan igual?. O que cambien por una dictadura social bien organizada con un Estado fuerte y sin libertad individual en las personas.

Es contradictorio lo que dices, o estás por el cambio o estás contra él.

profesor jubilado dijo...

Enrique, de veras, me encantaría el poder decir que existe un político que me ofrece las garantías suficientes como para confiar en el y que va a tener los bemoles suficientes como para garantizar un Estado democrático que tenga como base un JUSTO REPARTO DE LA RIQUEZA DE ACUERDO CON EL TRABAJO REALIZADO, y que este “REPARTO” fuese definido, con sus respectivas actualizaciones, por un:
1.-) ESTAMENTO formado por representantes paritarios de trabajadores asalariados y empresarios, refrendados por los correspondientes comités de las diferentes empresas en las diferentes ramas profesionales que forman el Estado.
2.-) La eliminación de todos los privilegios de los cuales gozan exclusivamente la clase política, todos sin excepción serian tratados con las mismas condiciones económicas de cualquier índole que el resto de los españoles.
3.-) Hasta tanto no se redujera la tasa actual de desempleo a los niveles de la media europea, ningún trabajador podría realizar mas de un trabajo remunerado con las únicas excepciones de las profesiones liberales.
4.-) Eliminación de todas aquellas asignaciones económicas que gozan los diferentes partidos políticos, agrupaciones sindicales y empresariales.
5.-) Confección de una tabla del IRPF en la cual se incremente hasta el 70% de impuestos todas las percepciones económicas que superen 20 veces el salario mínimo interprofesional con un estudio gradual de impuestos proporcional a los ingresos percibidos por cada trabajador.
6.-) Eliminación de todos los actuales cargos públicos que supongan una dualidad de funcionamiento (Estado, Autonomía, Diputación, Delegados de Gobierno, etc.), y creación de un Departamento de Control del Gasto Público que impida el exceso de endeudamiento de los Organismos Públicos junto con una Ley que penalice personalmente con incautación de su patrimonio a cualquier responsable político que se excediese de los límites determinados por dicho Departamento de Control .
Estas actuaciones serian las mas inmediatas, en próximos comentarios ampliaré un nuevo catálogo casi interminable….
Si el Sr. Cascos es capaz de comprometerse a realizar estas acciones, te doy mi palabra que tendrá mi apoyo y el de mi grupo de amigos con actuaciones en todo tipo de medios de comunicación a nuestro alcance…..”Ese sería el político que necesita nuestro País y todo lo demás son pamplinas y ganas de “marear la perdiz”.
Paz,Amor y……lo demás.

Ciudadano en la Red dijo...

Mal empezamos, la sociedad estamental se corresponde con el Antiguo Régimen y da igual que lo llamas estamento, que gremio, que sindicatos. Con ese modelo me recuerdas a la falange de José Antonio, el nacional sindicalismo, también era estamental, y también era estamental la "democracia orgánica" del franquismo...

En cuanto a lo de que los políticos sean iguales que los ciudadanos me parece genial, lo llevo reivindicando hace tiempo. No creo que un político deba de tener más sueldo que el que tenía en su vida anterior a ser político, pero eso a ver como lo colocamos.

En cuanto al tema de desempleo, tu acabas con los empresarios y luego te preguntas ¿por qué no hay empleo?. No sé, ese tema creo que debes desarrollarlo un poquito más.

Con esos planes económicos que ofreces, la unión soviética sería de extrema derecha, tal vez Corea del Norte sea el horizonte. La gente está asfixiada a impuestos, hemos llegado al punto en que subir impuestos repercute sobre la creación de riqueza.

Con que Cascos logre quebrar la partitocracia española, yo ya me conformo, aunque sea un poco. ¿Cómo va a poder hacer algo el señor Cascos profe si tiene en contra a los dos partidos más importantes y a la inmensa mayoría de los medios de comunicación?

Enlaces Relacionados

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...