desde 2.006 en Internet

sábado, 24 de octubre de 2009

Cien libros para el siglo XXI (005)



La Sociedad abierta y sus enemigos (1945) - Karl Popper - (005)


Comentario

Karl Popper hizo muchas cosas en su vida, se puede decir que es un producto de su época, un personaje de su tiempo, al igual que Hannah Arendt, el autor que hoy celebramos era de origen judío, y como ella hizo, nos legó una ingente obra contra los principales enemigos de la libertad, es decir los totalitarismos, tanto el nazismo como el socialismo real.

Popper fue un científico antes que un político, si se vio inducido a escribir sobre política fue precisamente por los tiempos a los que estuvo expuesto, pero esto no fue obstáculo para contribuir con su esfuerzo matemático y lógico al impulso de la ciencia positiva, a el le debemos el método de avance racional científico de nuestros tiempos en sus principales instrumentos: la hegemonía del método hipotético deductivo.y la teoría de la falsación: todo lo que se demuestra que no es falso, puede ser cierto.

Pero hoy nos ocupamos de su obra, no tanto por sus reconocidas aportaciones científicas, sino por sus controvertidas (por los materialistas) posiciones políticas, incrustadas en los planteamientos liberales de la colección de pensadores que conformaron el Círculo de Viena.

Sin duda la obra política más importante de Karl Popper, es la que hoy presentamos: “La sociedad abierta y sus enemigos”, en ella el autor checo recorre el largo camino desde la caverna de las ideas de Platón a la praxis de la cárcel de Karl Marx, desmitificando al primero y considerándolo prácticamente un fascista de nuestra época, y ensalzando al segundo como filósofo y sociólogo, pero no como politólogo, aunque en realidad a quien denosta es a sus intérpretes políticos.

Karl Popper escribió la obra que hoy comentamos desde su exilio en Nueva Zelanda, durante la Segunda Guerra Mundial, en este libro, el autor vienés nos habla de la confrontación eterna entre las fuerzas que anhelan la perfección y las que asumen la realidad tal como es, las primeras derivan en movimientos totalitarios, manifiestos o discretos, las segundas en movimientos humanos y liberales. El origen de los totalitarismos está implícito en las ideas de Platón, mientras que el de la sociedad abierta proviene de los pensamientos de Sócrates.

Popper recorre el largo camino histórico que va desde los orígenes del pensamiento político hasta la fecha en que concluye la obra, mostrándonos los personajes que han contribuido a la creación de un mundo bipolar, con un extremo totalitario que busca la perfección y hace lo posible por conseguirla, sin lograrlo jamás, y un movimiento filosófico que se opone al totalitarismo a lo largo de la historia. Los totalitarios son los pesimistas de la historia, que siempre verán problemas en los seres humanos, a los que deben corregir en sus errores, los liberales siempre aceptarán al ser humano con sus errores, desde que Protágoras estableció en su homo mensura, que el ser humano es la medida de todas las cosas, tanto de las que son, como de las que no son.

Espero que disfruten de la obra, contemplando a nuestro país, cuando desde el Gobierno más mediocre de la historia de España, se trata de corregir a los ciudadanos para que se ajusten a la realidad que pretenden, y que sencillamente es una idea, que nada tiene que ver con las características singulares de los ciudadanos de este país; no tardaremos en contemplar como el Gobierno considera a los parados enemigos de su obra, por empeñarse en seguir sin trabajo, y a los empresarios que tienen que cerrar sus negocios como unos boicoteadores rentistas que quieren hacerles la puñeta, al igual que a todo tipo de oposición, porque quien puede tener la osadía de oponerse a idea de perfección social incrustada en la cabeza de ese nuevo mesías que es Zapatero, un artífice pernicioso del más avanzado totalitarismo denominado progresismo, más que un atajo de fascistas, que sólo velan por sus propios intereses. Y si aún tienen alguna duda, vea como se está organizando el partido de Rosa Díez, la UPyD, para que les queden completamente despejadas.

Referencias


Sobre el autor

Biografías en Liberalismo.org


Popper, por Bryan Magee

"Karl Popper, un filósofo con los pies en el suelo", por Jaime Navarro

El racionalismo crítico de Karl Popper, por Carolina Calderón

Popper, Cortés-Ruiz


Karl Popper, pensador racionalista y libertario

Sobre la obra

El nacimiento de la sociedad abierta y sus enemigos, por Hubert Kiesewetter
(completo)

La sociedad abierta y sus enemigos -caso argentino- Roberto Cachanosky

La sociedad abierta y sus enemigos -en España- Pedro Tena

La contribución de Popper al liberalismo

Feyerabend vs. Popper


Libro para descargar

Universia (necesita registro)


Si alguien conoce otro lugar para descarga que lo deje en comentarios

Edición en Papel

Paidos 24 €


Vídeos





5 comentarios:

anghara dijo...

Esta no la ha leído Cobo, que lee a Bertold Brecht.

Anónimo dijo...

quizas haya un pequeño malentendido: segun popper no vale que "todo lo que se demuestra que no es falso, puede ser cierto", sino que toda teoria cientifica se debe ofrecer como falsificable, y por eso sigue siendo valida mientras que no se pueda mostrar lo contrario.

la existencia del monstruo de espaguetis volante no es una teoria falsificable. por lo tanto, no es una teoria cientifica. es una fe.

otra cosa: me extraña que lo llamen checo. no lo era.

ah, ya se que es un simple error de tecleo, pero seria bonito rectificar el "Karl Pooper", porque realmente suena feo.

por lo demas diria que popper ha estado ausente en este blog hasta el dia de hoy. agradezco el cambio.


berenger

Ciudadano en la Red dijo...

Gracias por sus correctas aportaciones, berenger.

No vamos a desarrollar aquí y ahora la teoría de la falsación popperiana, simplemente mostrar que el autor era un reconocido teórico de la ciencia, además de un observador singular y un indispensable testigo de su tiempo.

Anónimo dijo...

servidor.

la propuesta de popper me parece la mas acertada haste el momento.

aunque....

¿que le parece si damos un salto?

epicuro!

¿que no tiene nada de politico? pues deberia.


berenger

Ciudadano en la Red dijo...

Pues no, le tocó a Freud, jejeje, y la siguiente cambiamos de lugar, para que no digan que somos "liberales sectarios", jejejeje.

A ver si puedo esta noche, sé que le gustará también, berenger, porque es lo mismo que lo que denuncia Popper pero en esta ocasión desde la izquierda, y no por el Estado, sino por el Mercado

¿A qué no sabe a qué me estoy refiriendo?

Enlaces Relacionados

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...