desde 2.006 en Internet

viernes, 4 de julio de 2008

Resumen de la Conferencia de Manuel Jiménez de Parga




“EL PRESIDENCIALISMO ENCUBIERTO O LA TRANSFORMACIÓN DE UN RÉGIMEN POLÍTICO”

____________________________________________________________


• El 2 de julio de 2008, en el Colegio de Abogados de Barcelona, el Catedrático y ex Magistrado del Tribunal Constitucional, Manuel Jiménez de Parga, disertó sobre un tema de rabiosa actualidad y de una trascendencia capital para la higiene y la salud políticas: 'El presidencialismo encubierto o la transformación de un Régimen Político'.

• El profesor M.J. de Parga empezó su disertación citando varios artículos de la Constitución Española vigente, según los cuales nuestro régimen político es un régimen parlamentario (art. 3.1. “La forma política del Estado español es la Monarquía parlamentaria”; art. 66.2. “Las Cortes Generales ejercen la potestad legislativa del Estado, aprueban sus Presupuestos, controlan la acción del Gobierno y tienen las demás competencias que les atribuyen la Constitución”; art. 101.1. “El Gobierno cesa tras la celebración de las elecciones generales, en los casos de pérdida de la confianza parlamentaria previstos en la Constitución, o por dimisión o fallecimiento de su Presidente”). Según estos preceptos, el poder reside en el Parlamento o Cortes Generales, de las que se derivan el Gobierno y las demás instituciones.

• Ahora bien, a pesar de los preceptos citados y de las previsiones constitucionales, en la práctica, nuestro régimen político es más bien presidencialista: el poder tiene su sede en el Presidente del Gobierno, que hace y deshace e impone al Parlamento sus decisiones, y no en la sede parlamentaria. Esta transformación de nuestro régimen político no es un fenómeno exclusivo y característico de España. Se trata, más bien, de una metamorfosis generalizada en numerosos países. Para explicar esta transformación (pasar de un “régimen parlamentario” a uno presidencialista), M.J. de Parga aportó dos argumentos contundentes y muy convincentes.

• Por un lado, citó el “tipo de partidos políticos” que existen en España. A lo largo de la historia ha habido diferentes tipos de partidos políticos: partidos de notables, partidos de masas y partidos de electores. Hoy, sin embargo, en nuestro país, lo que existen son “partidos de empleados”: partidos formados por afiliados que están a sueldo de la organización o que han conseguido o van a conseguir un puesto de trabajo, fruto de la conquista del poder (local, autonómico o nacional) por parte de los diferentes partidos en liza. Esto hace que los militantes y los elegidos en las diferentes contiendas electorales estén domesticados y sean sumisos a los dictados del jefe del partido o del Gobierno. El Profesor M.J. de Parga contrapuso los políticos de hace 30 años (personas que se ganaban la vida en actividades profesionales privadas, fuera y alejadas de la política) a la mayor parte de los políticos actuales de España (personas que no tienen oficio reconocido, que no se sabe cómo se han ganado la vida y que nunca se han ganado la vida fuera de la política; es decir, personas cuya biografía profesional se reduce a la vida en el partido). Esta clase política ha favorecido el paso del régimen parlamentario al régimen presidencial.

• El otro argumento que milita a favor del presidencialismo es el “sistema electoral” imperante en nuestro país. Según el profesor M.J. de Parga, nuestro sistema electoral se caracteriza por tres rasgos fundamentales.

• Por un lado, el Real Decreto-ley de 1977, que reguló las primeras elecciones, pero que tenía carácter transitorio y que pretendía reducir la “sopa de letras” de los excesivos partidos políticos, favoreció a los “partidos mayoritarios”. Cuando se votó la Ley Orgánica del Régimen Electoral General, de 19 de Junio de 1985, lo que en un principio se dijo “que sería provisional” (para salir del paso) se consolidó y, por eso, hoy tenemos dos grandes partidos nacionales. Este statu quo, que no favorece la representación de las minorías, no ha sido puesto en tela de juicio por ningún partido mayoritario, a pesar de la desafección de una parte importante del electorado.

• Otro rasgo definitorio de nuestro sistema electoral son las “listas cerradas y bloqueadas”, elaboradas por la cúpula de los partidos para que los candidatos fieles y sumisos al “jefe”, pero no los más preparados, puedan ganarse la vida. De ahí el nivel de preparación y de formación deficiente de la mayor parte de los componentes de los distintos Parlamentos (tanto del nacional como de los autonómicos). Ante este estado de cosas, el Profesor M.J. de Parga se preguntó si las “listas abiertas” podían ser la solución. Para él, esta alternativa no ha dado los resultados deseados y esperados. Por eso, él preconiza la solución adoptada por el sistema electoral alemán, que funciona positivamente: los votantes utilizan dos papeletas (una con una lista cerrada y la otra abierta).

• Finalmente, el último rasgo distintivo de nuestro sistema electoral se refiere a los “gastos excesivos” de las campañas en España. A los partidos les faltan medios económicos y estos gastos hay que pagarlos y alguien tiene que hacerlo. Y los que han pagado (los poderes económicos) pasan religiosamente después la factura, lo que distorsiona y perjudica el funcionamiento democrático tanto de los partidos como de los Parlamentos y de los Gobiernos. El profesor M.J de Parga ilustró esta dependencia de los poderes económicos con una anécdota de su etapa de ministro de uno de los Gobiernos de UCD (se tomaron ciertas medidas a favor de las compañías eléctricas para resarcirlas por las ayudas recibidas para financiar la campaña electoral).

• A pesar de los aspectos indeseables en el funcionamiento de los partidos políticos, éstos son necesarios y preferibles a los “grupos de presión o de intereses”, que reemplazaban a los partidos durante el Régimen Franquista. Por otro lado, hoy, según el Profesor M.J. de Parga, un mundo nuevo está surgiendo gracias al desarrollo tecnológico (teléfonos móviles, Internet, periódicos digitales, medios de desplazamientos espaciales rápidos y cómodos, etc.). Y muchos de los problemas presentes, consecuencia de un “presidencialismo encubierto”, se podrían solucionar si se hace un buen uso de estos nuevos medios modernos.

© Manuel I. Cabezas
coordinador.cs.cerdanyola@gmail.com
Festividad de Santa Amable (“aquella que era amable”), 3 de Julio de 2008

21 comentarios:

Josep march dijo...

estuve a punto de ir, pero tenia una cena con mi grupo de excursionistas naturistas.

Manuel I. Cabezas dijo...

JOSÉ MARCH,

· Me imagino que con "conyunta" incluida, lubrificada con "filtros" embriagadores.

· Como escribió Mario Benedetti, en esos encuentros de Adanes y Evas en torno a la manzana tentadora, "para embrigarse no hay nada como un cuerpo de esta cosecha" (cf. Rincón de Haikus, Visor Libros SL, Madrid, p. 189). Espero que no te hieran un control de alcoholemia al volver al "reposo del guerrero"

M.I. Cabezas

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Alcahueta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

¿te refieres al estudioso de la lengua escrita y su mano?

árbitro dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

Osti tú, subsección "Pasión a tres en la Red" ¿Vendrá también una pepona hinchable?

¡¡Dios, cuanto amor!!

Anónimo dijo...

Red Ciudadana

Lo que comenzó como un impulso individual, se está convirtiendo en una plaza de encuentro para la discusión y el debate. Generación Y ha logrado involucrar a un montón de personas en todas partes del mundo que me ayudan con la actualización, las traducciones y la difusión de los textos. La colaboración principal ha sido para colgar los posts, pues desde la última semana de marzo no he podido acceder al sitio en los cibercafé públicos ni en los hoteles. De manera que envío mis textos por email, algunos amigos los publican y me mandan -también por correo electrónico- los comentarios que dejan los lectores. Soy una blogger a ciegas, una cibernauta con una balsa que hace aguas y que logra flotar gracias al apoyo de una espontánea red ciudadana.

Todo el portal http://www.desdecuba.com sigue bloqueado en los servidores de locales públicos. He ido haciendo una copia de los mensajes de error que muestran los navegadores cuando intento acceder y aquí les dejo una muestra. También sé que el apagón no es total. Amigos que tienen internet en sus centros de trabajo pueden visitar el sitio, pero eso me sirve de poco, pues a esos lugares soy yo la que no puedo entrar.

No obstante, tengo los mismos deseos de escribir en esta bitácora que cuando empecé. Ahora con más testarudez, pues no hay nada que me resulte más atractivo que aquello que se me impide hacer. Para saltar las dificultades de la conectividad y llegar a los lectores dentro de la Isla, otros amigos han creado un minidisk con el contenido del Blog, que distribuyen gratuitamente. A todos quiero agradecerles el apoyo, los remos y el viento que me permite mantener el rumbo.

Escrito por:
Yoani Sanchez, Blogg Generacion Y, 1 Julio 2008
Blogera cubana perseguida por la dictadura cubana

Exigimos
Libertad de expresiòn en Cuba
Libre y total acceso a Internet para el pueblo cubano
Cese a la represiòn y persecuciòn polìtica
Libertad a los presos politicos, a los periodistas encarcelados

¡Viva Cuba Libre!

Anónimo dijo...

Viva cuba Libre!!

y como decimos aquí, 'ron and cocacola', una forma de decirlo disimulando cuando hay miradas sospechositas ellas.

Anónimo dijo...

Enlace a la entrada de Yoani: http://desdecuba.com/generaciony/?p=333

Anónimo dijo...

Buen artículo, lo suscribo totalmente.

Manuel I. Cabezas dijo...

· Ante el resumen de la conferencia del profesor MANUEL JIMÉNEZ DE PARGA y ante las reacciones de los bolgueros, que se van por los cerros de Úbeda o que se instalan en Bábia o que simplemente se decican a desbarrar sin ton i son, a uno se le quitan las ganas de participar en este blog.

· MANUEL JIMÉNEZ DE PARGA pone el dedo en la llaga de la política española, MANUEL JIMÉNEZ DE PARGA nos selañala la luna y nosotros, pobres blogueros idiotas, miramos su dedo deíctico. Y nos fijamos en los árboles, en los señuelos y no vemos el bosque ni la realidad.

· Creo que lo nos tramemos entre manos no es ningún juego.¡Dejemos de ser "marujonas", "voyeurs", diletantes, y seamos coherentes con el estímulo presentado en este y en el resto de los hilos.

M.I. Cabezas

Anónimo dijo...

Cierto, yo estoy montando una junta revolucionaria en mi barrio, lo demás es perder el tiempo.

Anónimo dijo...

Depués de la declaración de guerra HOY del Psoe contra España, lo más decente es buscar la AUTOORGANIZACION COMO SEA.

No es voluntario siquiera, nos veremos obligados de inmediato.

Anónimo dijo...

Que suerte tienes, filólogo. No has ido a la mesa de UpyD en Plaza Cataluña. Has de saber que en dicho lugar no hay manera de colgar una hamaca. De acudir ¡no podrías haber hecho siesta!. Que mal rollo, ¿verdad?, sin siesta y a lo mejor se escapa una yoya. Por eso no han venido ninguno de los amigos de UpyD. Amigos de UpyD y, sobre todo, de la siesta. Ni Luis, ni la pilarica, ni el lacoste, ni el resto. Nada, ninguno.
Bueno, tranquilos, por esta semana el peligro pasó. Ya no hay que buscar excusas para no acudir donde los patriotas defienden a la nación española. Tienes toda la semana para escribir uno de esos articulos tan, tan …tan sicalipticos. Para ti, claro, que te pones con lo que escribes. El Esseintes de amigos de UpyD. ¿para cuando una jotica en loor de la siesta?. Porque ya pueden abandonar los “amigos” cualquier pretensión de que el filólogo vaya a desarrollar actividades intelectuales de mayor calado.

Anónimo dijo...

· ROMA NO PAGA A TRAIDORES

· Y yo no respondo a gallinas, que se esconden tras el anonimato.

M.I. Cabezas

Anónimo dijo...

El derecho a defenderlos
Zapatero tiene razón cuando dice que la bandera es de todos. Pero olvida que todos, incluido él, tenemos obligación de defender lo que simboliza. Hacerlo sólo en los terrenos de juego no basta.

Emilio Campmany

Acabáramos. Zapatero no siente aversión hacia la bandera española. Es un alivio saberlo. Lo que siente es respeto. Según él, la bandera está para enarbolarla sólo allí donde nos represente a todos. Y ¿cuándo es eso? En el fútbol, naturalmente. Por eso llevaba una prendida en el ojal de la chaqueta el día que ganamos la Eurocopa. Me gustaría ver si sigue allí el día que vaya a visitar Cataluña o el País Vasco.

Con el español, le ocurre tres cuartos de lo mismo. Para él, la lengua común es un símbolo de todos y no puede emplearse contra ningún español. Se supone que ni siquiera contra quiénes prohíben su empleo en la escuela, ni mucho menos contra quienes, teniendo la obligación de impedirlo, lo toleran.

Es tan claro que el manifiesto por el castellano no tiene por objeto defender un símbolo, sino exigir amparo para el derecho de todos los españoles a escolarizar a sus hijos en su lengua, que la cosa no merece más comentario.

A lo de la bandera, en cambio, sí puede venirle bien alguna reflexión.

El mar de ellas que inundó las calles durante la legislatura pasada no se debió al intento de la derecha de apropiarse del símbolo de todos. Los españoles que sacamos a la calle nuestra bandera, la de todos, lo hicimos para recordar a los socialistas que desaprobábamos una política que, a través de la negociación con ETA y del estatuto de Cataluña, amenazaba con fracturar a España.

Dar legalmente el carácter de matrimonio a la unión de dos homosexuales puede ser una política de gobierno. Negociar con una banda terrorista el futuro de Navarra y el País Vasco o aprobar un estatuto que establece una relación de bilateralidad entre una región y la nación a la que pertenece, no. Son políticas que, con independencia de estar sólo justificadas en el caso de una colosal crisis nacional, no pueden ni deben llevarse adelante sin el respaldo de casi todos los españoles, mucho menos en contra de más de un tercio de ellos.

Las banderas españolas que sacamos a la calle tantos ciudadanos salieron para denunciar que el Gobierno, el que Zapatero olvida que debería ser el de todos los españoles, minaba con su política los cimientos de España.

Podrán decir que ni la negociación con ETA ni el estatuto de Cataluña han minado nada. No es así. La negociación con ETA es lo que fortalece el plan soberanista de Ibarretxe. El lehendakari tiene toda la razón cuando dice que Zapatero carece de autoridad moral para negarse a negociar con él lo que estuvo dispuesto a negociar con ETA. Y ya veremos dónde nos lleva el estatuto de Cataluña cuando se empiece a aplicar en toda su extensión.

Y, en cualquier caso, si, Dios lo quisiera, estuviéramos equivocados, ¿no tenemos derecho a denunciar lo que sentimos como una amenaza a la unidad de nuestra patria sacando a la calle su bandera?

Zapatero tiene razón cuando dice que la bandera es de todos. Pero olvida que todos, incluido él, tenemos obligación de defender lo que simboliza. Hacerlo sólo en los terrenos de juego no basta.

Cuando quiera legalizar la eutanasia, nadie le molestará con ninguna bandera. Pero si pone en peligro la unidad de España, lo justo y lo natural es oponerse a ello con el símbolo que la representa.

http://www.libertaddigital.com/opiniones/opinion_44351.html

Anónimo dijo...

Microfascismo blando con ropaje democrático

Cansancio es una palabra demasiado escasa para aplicarla a lo que los ciudadanos que no han renunciado a considerarse como tales sienten respecto a la larga sarta de atropellos cometidos por los nacionalismos realmente existentes. Durante un número ya muy crecido de años, los ciudadanos hemos ido asistiendo en algunas autonomías periféricas a una merma y abrogación real de derechos fundamentales (por ejemplo educativos y lingüísticos, que luego traen aparejadas otras mermas en otros planos, laborales, de representación...) absolutamente incompatible con unos mínimos parámetros democráticos y a la imposición, con cargo al presupuesto, de un conjunto de conceptos, lógicas y sintaxis que han generado, en cualquiera de nuestras lenguas, tanto en la común, el español, como en las demás, una especie de idiolecto tramposo, hecho de inversiones de significado, de lógica paranoica, con el cual la casta que ha gobernado esas autonomías ha aherrojado a la ciudadanía: un microfascismo blando de rotulación democrática. Nacionalismo español quiere decir que se aspiraría por ejemplo a reconquistar manu militari Florida o las Filipinas, que se quiere erradicar las lenguas periféricas y cosas de ese estilo. No he visto ni el más ligero asomo de nada de eso. Si al dar el nombre de España a España o al resistir a los graves atropellos de esos dispositivos que se ha dejado crecer metastáticamente, en parte porque no se veía la cosa y en parte porque no se quería ver, se le llama nacionalismo español, acabaremos por no llamar a nada por su nombre, como querría la casta que nos gobierna.

J.Á. GONZÁLEZ SAINZ. ESCRITOR

Josep March dijo...

Hola capullos:
acabo de llegar de la convención naturista. hemos decidido reunirnos cada mes alrededor de una paella.

Ciudadano Upedista ven a la paella mensual en pelota picada.
¡conlos huevos por delante!

Anónimo dijo...

Te voy a contar, querido diario, por qué soy tan amante de las siestas. Ya sabes de mi pasión por la lengua. Por esa pasión y porque con un cinco pelao podía entrar en la facultad curse los estudios de filología. Tambien sabes como paso las horas declamando versos. Y hay un poeta, Becquer, de versos tan sublimes como el que empieza “llora, no te averguences de confesar que me quisiste un poco, llora, ya ves, yo soy un hombre y tambien lloro” que me encoge el corazón y también la polla cada vez que lo recito. El gran Becker tiene una rima que empieza:

Espíritu sin nombre,
indefinible esencia,
yo vivo con la vida
sin formas de la idea.

Yo nado en el vacío,
del sol tiemblo en la hoguera,
palpito entre las sombras
y floto con las nieblas.

Yo soy el fleco de oro
de la lejana estrella,
yo soy de la alta luna
la luz tibia y serena.

Que bonito ¿verdad? ¿no son para llorar? . “yo soy el fleco de oro de la lejana estrella”. Cualquiera diría que se refiere al color de mi pelo… el fleco de oro. Que romantico, imposible controlar la emoción.
Pues en esa rima dice:

Yo en los dorados hilos
que los insectos cuelgan
me mezco entre los árboles
en la ardorosa SIESTA.

Yo corro tras las ninfas
que en la corriente fresca
del cristalino arroyo
desnudas juguetean.

“ardorosa siesta” …”corro tras las ninfas” Becker, un vidente como todos los grandes poeteas. Mis siestas son ardorosas y cuando cierro los ojos aparecen esas ninfas tras las que corro. Lástima del agarrotamiento posterior de la mano tras el intenso esfuerzo.

Enlaces Relacionados

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...